La asignación no remunerativa fijada por el Gobierno nacional para el sector privado entró en vigencia con la publicación de un decreto de necesidad y urgencia firmado por el presidente Mauricio Macri y sus ministros en el Boletín oficial.

El decreto 1043/2018 estableció "a partir del 1° de noviembre de 2018, una asignación no remunerativa para todos los trabajadores en relación de dependencia del Sector Privado, que ascenderá" a 5 mil pesos.
El 50% se pagará con los salarios de noviembre, "pagaderos en el mes de diciembre de 2018" y la otra mitad con los salarios de enero, lo que llegará a los trabajadores en febrero.

Claves del bono de fin de año

- Quedan excluidos los empleados del agro y de casas particulares. Empleados de empresas estatales y organismos descentralizados.
- El bono fue contemplado como "No Remunerativo", aliviando el costo no salarial.
- Los montos y plazos podrán ser adecuados por consenso entre entidades, cámaras empresariales y sindicatos, para actividades que se encuentren en crisis o declinación productiva.
- Será proporcional a la jornada laboral, esto es importante si se tiene en cuenta que muchos trabajadores cumplen tareas solo medio día.
- Podrá ser tomado el bono a cuenta de futura paritaria o aumento.
- Los despidos deberán ser notificados con 10 días de anticipación al Ministerio de Producción y Trabajo.