En esta causa se investigan las responsabilidades del exteniente de navío e integrante del Servicio de Inteligencia Naval José Luis Guarrochena en la comisión de crímenes en perjuicio de 1.020 víctimas durante la última dictadura.