A seis meses de Milei presidente, puntualmente de noviembre pasado a la fecha, el salario mínimo subió un 76%; mientras que la Canasta Básica de Alimentos tuvo un incremento de 98% y Canasta Básica Total subió 104%. AgenHoy radio habló al respecto con Isaac Rudnick, director del Instituto de Investigación Social Económica y Política Ciudadana.

La novela negra de los alimentos retenidos en los depósitos del Ministerio que encabeza Sandra Petovello, es la culminación de una colección de barbaridades y crueldades, que empezaron desde la asunción de este gobierno el 10 de diciembre pasado.

Primero fue la suspensión de entrega de alimentos a los comedores comunitarios, continuaron con el congelamiento de las remuneraciones a los trabajadores y trabajadoras de las cooperativas de la economía popular, y siguieron con el otorgamiento de aumentos (siempre por debajo de los incrementos inflacionarios) a las asignaciones sociales, el salario y la jubilación mínima.

Todas estas medidas, fueron los primeros libros de una “Enciclopedia para la Destrucción de la Argentina en el siglo XXI” que debería llevar la firma de Javier Milei y Sandra Petovello (compiladores).Sin menoscabar el protagonismo de personajes como Karina Milei, Luis Caputo, Federico Sturzenegger, Patricia Bullrich, y otros/as de no menor participación.

Durante todo este semestre que abarca el gobierno de Milei, hemos ido mostrando hasta el cansancio, el paulatino deterioro de los ingresos de los hogares de los barrios populares, que contrastan con las declaraciones de todos los funcionarios oficiales, desde el Presidente para abajo. Cada una de las afirmaciones como: “hay signos de que la recuperación en V ya empezó”; “los salarios y las jubilaciones le están ganando a la inflación”; “echamos a 25 mil empleados públicos y vamos a echar a 50 mil más”; “el ajuste es contra la casta” y otras similares, son nuevos golpes en la frente de los/as jefes/as de hogar, que todos los días deben afrontar el drama de disponer de presupuestos que se alejan cada vez más del valor de los productos que componen las canastas básicas indispensables para la vida cotidiana de las familias.

En noviembre pasado –el mes anterior a la llegada del actual gobierno- el salario mínimo era de $132.000, en mayo de este año subió a $234.315, o sea +76%. Mientras que la Canasta Básica de Alimentos tuvo un incremento de 98% y la Canasta Básica Total subió de $393.246 a $803.172, es decir en el semestre +104%.

En una familia de dos adultos/as y dos hijos/as pequeños/as cuyos jefes de hogar tienen trabajos registrados con salarios mínimos, en noviembre sumaban en total $264.000, y había una diferencia del 49% respecto al valor de la Canasta Básica Total de entonces que era de $468.630. En mayo pasado la Canasta Básica Total llegó a los $803.172, mientras que dos salarios mínimos sumaban apenas $393.246, la diferencia se amplió al 71%.

Los precios de los alimentos en los barrios vuelven a subir en mayo

Según el relevamiento mensual de los 57 productos de la Canasta Básica de Alimentos (CBA) que realizamos en negocios de cercanía de 20 distritos de los barrios populares del conurbano bonaerense, en abril pasado sus precios no habían aumentado.

En mayo los incrementos volvieron a hacerse presentes en los comercios en que los vecinos compran sus alimentos habitualmente. El valor de la CBA para una familia de dos adultos y dos hijos/as alcanzó los $361.789, contra $338.679,83 de abril, o sea +6,82%, y 97,80% desde noviembre 2023.

Por su parte la Canasta Básica Total (CBT) que para la misma familia en abril fue de $731.548 en mayo ascendió a $803.172, o sea +9,79% y +104,24% respecto a noviembre 2023.

En mayo, en los barrios populares del conurbano bonaerense las subas de frutas y verduras volvieron a ocupar el centro de la escena: tuvieron un aumento 15,55% en 30 días, le siguieron las carnes con +5,38% y los productos de almacén que quedaron rezagados a un 4,57%. Sin embargo, en los últimos seis meses éstos últimos lideran los incrementos con 103,90%, seguidos por frutas y verduras con 99,89% y al final quedaron las carnes con una suba de “solo” 87,35% en el mismo período.

El crecimiento de la pobreza y la indigencia durante le era Milei

El crecimiento de la pobreza y la indigencia en los seis meses del gobierno de Javier Milei se explica –principalmente- por las diferencias crecientes de los incrementos de los valores de las Canastas Básicas y las remuneraciones mínimas. En el caso de la indigencia la suspensión total de la entrega de alimentos en los comedores populares instalados en los barrios populares a lo largo y ancho del país, es una contribución sustancial a su aumento, o por lo menos fue la eliminación de una importante herramienta paliativa. El costo inconmensurable de esta decisión se podrá medir en los próximos tiempos. La brecha creciente entre las remuneraciones mínimas que cobran millones de trabajadores y trabajadoras y el valor de las Canastas Básicas, pone en serias dificultades las posibilidades de descenso en el corto y mediano plazo de los altos niveles de pobreza e indigencia alcanzados durante el actual gobierno.  

Más info, acá.

ESCUCHÁ LA NOTA COMPLETA, AQUÍ: