LA PLATA.- (De la corresponsalìa de AGENHOY).- El Defensor de la Tercera Edad. Eugenio Semino, arremetió contra el PAMI y dio cuenta de una deuda de alrededor de 1.800 millones de pesos.

“El PAMI es un barco de piratas”, enfatizó el Defensor de la Tercera Edad al tiempo que advirtió que hay gran cantidad de prestaciones con problemas de arrastre, vinculados a contratos poco claros y compensaciones por esos convenios.

En ese sentido, reveló que “en el contrato de venta de los medicamentos nunca se sabe bien cuánto se paga, cuánto se vende y cuáles son los arreglos entre las partes”.

“Venimos con una enorme cantidad de prestaciones con problemas de arrastre: falta de cama para pacientes agudos, falta de insumos, falta de oxígeno para oxígeno-dependientes…”, sentenció Semino.

Ezequiel Bértola