El presidente de la Asociación de Propietarios de la Carnicerías, Alberto Williams, reaccionó ante el anuncio de precios cuidados en carnes que anunció el gobierno y aseguró que sólo se incluyen cortes que “el mundo no quiere, que no se exportan, lo peor que tiene el animal”. Además sostuvo que “las carnicerías no pueden tener estos precios cuidados”, en relación a los 149 pesos que saldrían los cortes seleccionados.

El gobierno comunicó que el acuerdo de precios de carnes se realizó con frigoríficos exportadores y que venderán 120 mil kilos por semana de asado, vacío y matambre a 149 pesos el kilo en el Mercado Central y en diferentes puntos de expendio de estos mismos frigoríficos. Respecto de este tema, en declaraciones al programa “Habrá Consecuencias”, Williams expresó  que “esto es lo mismo de siempre, es el mismo perro con distinto collar”.


El empresario amplió, explicando que “las carnicerías no tienen (stock), no se los van a traer. Ese poquito que va a tener el Mercado Central no va alcanzar para paliar la situación». Además detalló que “una carnicería que trabaja más o menos maneja por día 200 o 250 kilos por día. Si anuncian 120 mil kilos por semana, el porcentaje es muy bajo”.


Respecto de los cortes, aseguró que “van a entregar la carne que no tiene salida como exportación. El mundo no quiere ni grasa ni hueso ni nada de eso. Eso es lo que va a quedar acá. Los exportadores exportan los cortes buenos y lo que queda es lo que le quieren hacer comer a los argentinos, que es lo peor que tiene el animal”, dijo.


Con un tono desesperanzado, Williams argumentó que “ellos mismos (por el gobierno) han dicho que es transitorio, son dos o tres meses. Esto es para llegar a las elecciones nada más. No sé qué va a pasar después».


Consultado por si ha habido cambios en los hábitos de consumo en las carnicerías en los últimos tiempos, aseguró que “el cliente es muy clarito: está cansado y no le encuentra la vuelta. La gente busca lo que más le rinde, como la carne picada, churrasco sin hueso y compra menos cantidad”, relató el empresario. Consultado por si ha habido cambios en los hábitos de consumo en las carnicerías en los últimos tiempos, aseguró que “el cliente es muy clarito: está cansado y no le encuentra la vuelta. La gente busca lo que más le rinde, como la carne picada, churrasco sin hueso y compra menos cantidad”, relató el empresario.

NG