En medio del complicado escenario de la pandemia, los profesionales de la salud bonaerenses consideraron «insuficiente» la propuesta salarial del gobierno de Axel Kicillof.

El marco de la negociación fue durante una «paritaria virtual», donde se estableció un cuarto intermedio hasta el 14 de abril

La Asociación Sindical de Profesionales de la Salud (Cicop),  tildó de «insuficiente» la propuesta y explicó que «el gobierno presentó, como única propuesta salarial, modificar la categoría con la que se calculan los básicos, pasando de la categoría 17 a la 19 a partir del mes de marzo, lo que llevaría a $ 42.414 el sueldo inicial de bolsillo de un ingresante de planta, a $ 47.417 el de guardia en días hábiles y a $ 51.218 el de guardia de fines de semana».

«Planteó además un aumento en el monto de los reemplazos de guardia, lo que significaría $ 11.102 y $ 13.968, para días hábiles y fines de semana respectivamente. La propuesta incluyó fijar en $ 39.268 el salario en mano para residentes de primer año solteros y en $ 43.431 para casados», explicó el gremio.

En ese sentido, CICOP evaluó que la propuesta fue «claramente insuficiente», pero celebró «el cambio de categoría en el básico», aunque aseguraron que “ese incremento no sólo nos ubica muy por debajo de una remuneración acorde a la responsabilidad de la tarea que desarrollamos, sino que tampoco contempla la recuperación de la pérdida de los dos años anteriores ni garantiza la adecuación automática frente a la inflación”.

Por otro lado, desde este sindicato presentaron un pliego de reclamos en relación a las condiciones laborales «que deben ser resueltos con urgencia», dado el actual contexto: «resolución de todos los expedientes; nombramientos genuinos con los mecanismos de la Ley 10471, incluyendo a todos los residentes que egresan este año; planteles necesarios y el funcionamiento de las Comisiones de Recursos Humanos en todos los hospitales”, apuntaron.

“Expresamos asimismo que constituye un avasallamiento de derechos no otorgar licencias a embarazadas, trabajadores a cargo del cuidado de hijos y otras situaciones de riesgo sanitario que el Ministerio de Salud insiste en denegar a pesar de los reclamos presentados”, manifestaron desde el sindicato.

“Del mismo modo, volvimos a exigir la adecuada provisión de insumos y equipos de protección personal frente a la pandemia, el funcionamiento de comités de crisis a nivel local, en hospitales y municipios, con participación de los trabajadores y la urgente puesta en marcha del comité provincial, así como la incorporación del COVID-19 como enfermedad profesional en las ART y autoseguros provinciales”, advirtieron.

LF