«La ofensiva sensible. Neoliberalismo, populismo y el reverso de lo político», es el nuevo libro que presenta Diego Sztulwark, en diálogo con La 97 dijo: «me gustaría que pudiera ser leído en términos de caída de los estereotipos de las militancias en todas sus variantes».

El libro, publicado por Caja Negra editora, consiste en una reflexión sobre los últimos 20 años argentinos y latinoamericanos a través del síntoma, los pasajes y paisajes oscuros de la vida social. Su audacia radica en tomarse en serio la coyuntura argentina, haciendo uso libre del pensamiento europeo.

Sztulwark señaló que «el libro tiene cuatro partes, la primera sobre la crisis del 2001, y yo tomo esa crisis como punto de partida, luego una segunda parte habla del neoliberalismo, no sólo como una ideología de las élite, sino también en el sentido de la reestructuración general de las relaciones capitalistas que ocurrieron en los años ’70 y el neoliberalismo como micro política. Entonces, son las tres cosas a la vez, en ese sentido, el libro puede tener una cierta función pedagógica, pero me da la impresión de que no hacía falta este libro para que eso se sepa o circule».

Respecto del gobierno de Mauricio Macri, consideró que «ya se vio una derrota de este gobierno y se va a repetir en octubre, es una noticia espectacular para la Argentina que estos gobiernos infames, canallas de las élite, que vienen a reventar todo el patrimonio y la historicidad popular sea derrotado».

El autor explica que ese marco, «el neoliberalismo es un ataque a la dimensión sensible de la existencia de la vida misma, como el terrorismo de estado, nos vuelve personas sólo aptas para competir, aptas para un individualismo e incapaces de crear colectividades por fuera de eso«.

Sztulwark opina que el neoliberalismo ya no puede ser visto simplemente como un partido a derrotar en las urnas, sino como un dispositivo de subjetivación que apunta, más allá de los ciclos históricos, a adecuar la intimidad de nuestros afectos y deseos a la valorización mercantil. «Por eso mismo, no es sólo una lucha de gobiernos», destacó el autor.

Respecto a su reflexión sobre la lucha que atraviesa al movimiento popular femenino actual, en el mundo y en nuestro país, el entrevistado sostuvo que «los feminismos están poniendo en juego unas prácticas de re sensibilización de un campo social que fue sometido al terror por el terrorismo de Estado, por el neoliberalismo y por el patriarcado. Esa práctica de reabrir afectos viene con una práctica conceptual, con investigación militante, con mapeo, con lenguaje, con discusión. Son feminismos de vanguardia».

Escucha la nota completa ingresando al link:

LF