Diecisiete espacios de primera infancia del conurbano bonaerense pasan un momento de angustia económica. Y en esa dirección, denunciaron que el Ministerio de Desarrollo Social, a cargo de Carolina Stanley, les adeuda fondos de funcionamiento desde hace siete meses. Se trata de guarderías comunitarias para niños de entre 45 días a 3 años. Las diecisiete dependen del Plan Nacional de Primera Infancia y fueron abiertas por el Movimiento Evita, que decidió salir a contar su crítica situación luego de que la ministra, junto a la gobernadora María Eugenia Vidal, se sacaran una foto de campaña en una visita a un espacio similar.“Los centros hoy están sostenidos por el esfuerzo de los vecinos. No los podemos cerrar porque en este contexto de ajuste tenemos cada vez más chicos. Pero desde octubre que sus cuidadoras no cobran y faltan insumos, desde los alimentos para hacer el desayuno hasta artículos de higiene, como pañales”, contó a Página 12 Carolina Pedelacq, coordinadora del jardín Juana Azurduy, en el municipio de San Martín.


El Juana Azurduy funciona de lunes a viernes de 8 a 13, con de- sayuno y refuerzo de almuerzo para chicos de hasta 3 años. Es el tipo de espacio que garantiza a los niños una comida y facilita a las mujeres tener tiempo para acceder trabajos remunerados, o estudiar.


El Plan Nacional de Primera Infancia asigna 1200 pesos por niño para que organizaciones sociales sostengan estos centros. De los 17 que hicieron la denuncia, 11 funcionan desde el año pasado, y el resto fueron puestos en macha este año. El programa gira fondos cada seis meses, una vez que fueron rendidos los gastos del período. Pedelacq señaló que el primer desembolso les llegó con cuatro meses de retraso y al segundo lo están esperando desde octubre. “Rendimos todos los gastos. No hubo explicaciones de por qué demoraron los giros. Sabíamos que podía haber retraso, pero haber llegado a siete meses pone el cuidado de los chicos en una situación muy difícil”.


Ante la difusión de la denuncia, los referentes del Movimiento Evita fueron convocados a una reunión en el ministerio, el jueves, con la promesa de que comenzarán a ser liberadas partidas para cinco centros. Los responsables de los centros adelantaron que harán una protesta el viernes, si de la audiencia no sale una respuesta que garantice el funcionamiento de todos los espacios.

NG