La doctora Silvia González Ayala, profesora Titular de la Cátedra de Infectología de la Facultad de Medicina, analizó las causas del fenómeno y subrayó la importancia de la vacunación para poner freno a la situación.

Como lógica consecuencia de un drástico descenso en la tasa de vacunación a nivel mundial, se triplicaron en lo que va del año los casos de sarampión respecto de 2018.

Para la Organización Mundial de La Salud, la cifra es alarmante y es la más alta desde 2006. Según los últimos datos aportados por el organismo, en Argentina registraron en lo que va del año 44 casos; casi la misma cantidad de contagios que se habían reportado entre el año 2000 y 2018.

Al respecto, González Ayala  aseguró que este fenómeno está determinado porque no se alcanzaron y mantuvieron coberturas vacunales y esto muestra falta de liderazgo y políticas sostenidas en el subsector salud, carencia de un programa comunicacional para la vacunación, bajo nivel de alerta de los miembros del equipo de salud en el primer nivel de atención), sensación de seguridad en la población, desconocimiento de la gravedad de la enfermedad, insuficiente información referida a que se requieren dos dosis administradas después del año de edad y que las personas nacidas a partir de 1965 deben cumplir con este calendario, temor a los potenciales efectos adversos a la vacunación porque no hay casos de la enfermedad, la negativa a vacunar por situaciones particulares (religión, hábitos de vida), noticias falsas y la acción de los grupos Antivacunas y la escasa difusión de información referida a la situación actual.

Podes ver el informe completo ingresando aquí

LF